Alquilar una plaza de garaje es una actividad común en estos días pero no por ello debe hacerse a la ligera.

Este tipo de negociación debe ir sustentada por un contrato que avale tal negociación y que garantice la protección de los derechos y el cumplimiento de los deberes tanto de la persona que alquila como del propietario de la plaza de garaje.

Este documento es sencillo pero servirá de garantía ante cualquier situación inesperada que se produzca en el curso del arriendo de la plaza de garaje.

¿Qué es un Contrato de Alquiler de Plaza de Garaje?

Cuando hablamos de un contrato de alquiler de plaza de garaje hacemos referencia a un documento en el que se hace constar que el propietario de tal plaza ha permitido el uso de ese espacio a determinada persona a cambio de una retribución monetaria mensual.

Antes de concretar la negociación es necesario  establecer un contrato de arrendamiento de garaje que especifique todas las cláusulas y las condiciones en las que se han producido tal negociación.

Un contrato verbal de alquiler de plaza de garaje no suele ser suficiente para garantizar el cumplimiento de lo acordado en ambas partes por lo que es necesario recurrir a un documento escrito.

Descargar Plantilla de Contrato de Alquiler de Plaza de Garaje

Dejamos a tu disposición 2 plantillas, una en Word y la otra en PDF para que puedas agilizar el contrato. Solo deberás rellenar los datos para que la plantilla adquiera legalidad.

¿Es necesario emitir algún recibo para el alquiler de garaje?

En el contrato, que ambas partes han firmado en común acuerdo y conformidad, se establecerá el monto que debe pagar el inquilino mensualmente y cuando este haga el pago, el propietario debe emitir un recibo que compruebe tal pago.

Sin embargo, la emisión del recibo debe hacerse de forma obligatoria cuando el inquilino paga en efectivo pero cuando lo hace mediante un depósito bancario o transferencia, ya el comprobante que emite el banco es suficiente garantía de que el pago se ha realizado.

¿El inquilino puede subarrendar la plaza para el alquiler de garaje?

Es una pregunta común si el inquilino puede ceder el derecho a ocupar la plaza de garaje que ha alquilado a otra persona.

Es posible que se lleve a cabo el subarriendo por parte del inquilino, sin embargo, tal acción debe ser comunicada al propietario y este debe estar de acuerdo, de lo contrario el subarriendo no será posible.

En caso de que el propietario no desee que el inquilino en un futuro subarriende a otra persona, debe establecerlo en el contrato para que quede constancia de que tal acción no está permitida desde el principio.

Por ello, es necesario establecer un contrato de arrendamiento de plaza de garaje por escrito pues el contrato verbal puede no ser suficiente para evitar situaciones como estas.

¿Quién asume los gastos de mantenimiento y de conservación del garaje?

Los gastos que deriven del mantenimiento y de la conservación de los espacios del garaje deben ser asumidos por el propietario mientras que el inquilino debe hacer buen uso de este y no causar ningún tipo de alteración o daño a la propiedad.

Es conveniente que tal disposición se deje por escrito en el contrato pues pudiese generar situaciones conflictivas más adelante si no se tiene claro a quien le corresponde el mantenimiento de la plaza de garaje.

Si el inquilino ha producido algún daño a la plaza de garaje, el propietario puede reclamar la debida reparación al finalizar el contrato pues entre las cláusulas de un contrato de alquiler de garaje entre particulares se especifica que el inquilino debe entregar la plaza en el mismo estado en el que la recibió.

Modelo de Contrato de Alquiler de Plaza de Garaje

Si requieres un modelo de contrato de alquiler de garaje entre particulares la siguiente información te será de gran utilidad pues verás cuáles son los puntos fundamentales que deben establecerse cuando se realiza un contrato de este tipo.

  • Datos completos tanto del inquilino como del propietario de la plaza de garaje. En caso de que se trate del representante de alguna empresa esto debe indicarse también.
  • Información de la propiedad a arrendar como número de plaza y planta. Si se trata de una empresa la que arrienda entonces se colocan los datos de la misma.
  • Fecha inicial y final del contrato. En el contrato alquiler entre particulares aunque se deba atender a la legislación de cada país, la duración obedecerá a un acuerdo entre las 2 partes.
  • Fechas de preaviso del vencimiento del contrato.
  • El monto de la renta y si está sujeto a actualizaciones y de qué dependen esta actualizaciones.
  • Resoluciones que indiquen qué la plaza de parking no puede ser usada con otros fines diferentes.

Establecer si se permite o no el subarriendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *