El emblemático Bar Bestard de Lloseta ha vuelto a abrir sus puertas tras dos meses y medio cerrado. Este establecimiento ubicado en el corazón de Lloseta ha renacido con una gran transformación interior. A pesar de que conserva su estructura original, el nuevo diseño lo convierte en un espacio acogedor y muy agradable.

La renovación del local ha sido completa: desde las paredes, la barra y las mesas hasta la nueva entrada al establecimiento hotelero del primer piso, valorado con un 9,7 en Booking.com, una puntuación que establecen los propios visitantes en el conocido portal de reservas.

Pese a los cambios, la esencia familiar sigue intacta, ya que continúa siendo regentado por la familia Bestard, quienes mantienen la identidad del lugar. Prueba de ello es que a partir de la próxima semana seguirán contando con una propuesta que conocen todos los lugareños por su calidad y económico precio: el famoso menú de paella, disponible todos los jueves. Además, el bar estará abierto todos los días de la semana, excepto los lunes, y mantiene su valorada carta.

En estas fechas navideñas, el Bar Bestard mantendrá su horario habitual, pero con dos excepciones ya que permanecerá cerrado en Nochebuena y Nochevieja, permitiendo a su personal disfrutar de estas fiestas.

Con respecto al Hotel de interior Can Bestard, ubicado en la primera planta, cuenta con 5 habitaciones y se trata de un lugar de referencia para quienes buscan confort y hospitalidad durante su estancia en Lloseta. Su elevada puntuación en Booking.com lo dice todo.

Con esta renovación, el Bar Bestard no solo se posiciona como un punto de encuentro gastronómico en Lloseta, sino como un destino completo para quienes busquen el turismo de interior en Mallorca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *