El mercado del alquiler está viviendo tiempos muy complejos, especialmente en ciudades grandes como Madrid o Barcelona.

Los precios están por las nubes y la demanda es enorme, por lo que conseguir un piso es misión casi imposible para la mayoría. Que la vivienda en las grandes urbes está muy cara es algo sabido por todos, pero se está llegando a unos límites inéditos.

Prueba de ello es uno de los últimos anuncios sobre pisos en alquiler que ha indignado a las redes: 8 metros de piso y sin baño en el interior. Eso sí, en el centro de Madrid.

En la red social ‘X’ (antes conocida como Twitter) una usuaria ha compartido, alucinada, una oferta que se ha encontrado en una conocida web de alquiler y venta de viviendas.

La oferta es real y su publicación se ha vuelto viral ante las increíbles características del ‘piso’, que en el anuncio se vendía como «estudio», aunque basta ver las fotos para corroborar que hasta esa palabra le queda muy grande.

400 euros y sin baño

Ante tal repercusión, el anunciante dió de baja el piso el día 28 de febrero, pero gracias a las capturas que compartió la usuaria en ‘X’, se ha podido comprobar todo lo que ofertaba.

«Se alquila pequeño estudio en pleno centro de Madrid y en una de las mejores zonas de la ciudad, es unipersonal, solo para una persona, tiene dos ventanas, esta completamente amueblado y todos los muebles y electrodomésticos son a estrenar, el estudio no dispone de váter dentro de la vivienda, se encuentra fuera, en el patio común pero es de uso solo de esta vivienda, la ducha sí que la tiene dentro del estudio, la disponibilidad es inmediata, se pide demostrar solvencia, que esté trabajando y un mes de fianza», rezaba el anuncio.

Como comentó la internauta, el piso, más bien trastero, era diminuto. No dispone de habitación, pues el pequeño comedor es la habitación en la que el sofá es también la cama. Cocina pequeña, nevera de habitación de hotel y la ducha al lado de la vitro.

El precio por estos 8 metros sin baño, pues para ir al WC hay que atravesar un patio común, es de 400 euros.

Los internautas no han dado crédito. Una persona que asegura residir en ese bloque ha señalado que se trata de trasteros, no de viviendas, y que un joven vivió ahí durante el confinamiento y le dió un brote psicótico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *