Amazon ha mandado una notificación a los usuarios de Prime Video diciendo que las series y películas emitidas en la plataforma «incluirán publicidad limitada» a partir del próximo 9 de abril. Las tarifas no sufrirán cambios para los clientes, pero si se quiere seguir disfrutando de la experiencia actual en la que no hay anuncios se tendrá que abonar un coste adicional de 1,99 euros al mes para poder hacerlo.

«Esto nos permitirá seguir invirtiendo en contenido atractivo y continuar aumentando esa inversión en el largo plazo y mantener así la calidad y cantidad de los contenidos de Prime Video», dice la compañía. «Nuestro objetivo es tener muchos menos anuncios que la televisión lineal y que otros servicios de streaming«, asegura.

Todavía no se sabe cómo aparecerán los anuncios. En caso de que Amazon vaya con la misma estrategia que en el mercado estadounidense, donde existe publicidad desde el pasado mes de enero, se pondrán pausas de entre dos y tres minutos. Estos anuncios podrán aparecer tanto al principio como al final de la película o capítulo de serie en cuestión y, en otros casos, incluso a mitad de la reproducción.

Tras los pasos de otras plataformas

Con esta decisión, Prime Video toma la misma dirección que otras plataformas que ya ofrecían planes con publicidad. Netflix, por ejemplo, tiene su plan más barato, el estándar con anuncios, a 5,49 euros. Lo mismo que cuesta la modalidad con anuncios de Disney+. Por su parte, Movistar+ cobra 11 euros a los clientes de Movistar, 12 euros a los clientes de O2 y 14 euros al resto por ser suscriptor, que también tienen publicidad.

Debido a esto, muchos usuarios de X, la antigua Twitter, se han acordado de una polémica campaña publicitaria de Amazon en la que la compañía sacaba pecho por no tener publicidad.

El primero que hizo referencia a ello fue Atresmedia, que colgó un gigantesco cartel en Madrid en el que daba la bienvenida a las plataformas de ‘streaming’ «al modelo de televisión tradicional» después de que las primeras de estas comenzaran a incluir publicidad o bien aumentarían sus precios. Atresmedia no mencionaba con el nombre a ninguna de ellas, pero tiraba de ironía y utilizaba la tipografía propia de Netflix, HBO y Amazon.

entonces Amazon decidió colgar otro cartel que rezaba: «Hola, tele. No, no tenemos publicidad. Y por 4,99 euros al mes tienes una gran selección de cine y series, envíos rápidos e ilimitados de Amazon y Amazon Music. ¡Nos vemos en Prime Video!».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *