Sigue la polémica sobre Karim Benzema y su participación en el fútbol saudí. Según varios medios, su enfrentamiento con su club, el Al-Ittihad es total, y ha pedido salir.

En concreto, el delantero francés habría solicitado marcharse de Arabia y regresar al fútbol europeo, aunque sea a un club menor.

El prestigioso diario galo ‘L’Equipe‘ asegura que el delantero ha presentado un órdago a Al-Ittihad, jugada que define como «una partida de póker mentiroso«.

Y es que entre ambas partes hay guerra sucia. El propio club propietario de su ficha, el Al-Ittihad, sería el que ha filtrado que Benzema pidió marcharse, mientras que en el entorno del atacante se niega. La única salida sería, dicen en Arabia, una cesión a otro club nacional, sin que salga del país.

Durante el parón invernal de la liga saudí, Benzema se ausentó durante más días de los acordados, y tras no presentarse a los primeros entrenamientos de regreso, se excusó con que había quedado atrapado en las Islas Mauricio por un ciclón en el océano Índico.

Desmentidos de su entorno

Un familiar del futbolista negó que se quiera marchar, y que es el club el que está haciendo trampas para negar la realidad: «Es falso, son inventos mediáticos porque Karim no entrena con el equipo».

Su entorno considera que su bajo rendimiento, cuando todos esperaban que fuera el nuevo Cristiano Ronaldo para la competición local, no se debe a un compromiso poco profesional de Benzema, sino a las presiones del ambiente, que hacen que éste sea «incapaz de dar lo mejor de sí mismo».

Benzema llegó al Al-Ittihad tras acabar la temporada 2022-23 con el Real Madrid y firmó un contrato hasta junio de 2025, 2 temporadas, por el que cobraría un total de 200 millones de euros brutos.

Sin embargo, el propio ‘L’Equipe’ después informa de otra vía abierta: que Benzema exige al Al-Ittihad que se refuerce con grandes fichajes para hacer frente a otros rivales.

Pero hay rumores y especulaciones para todo. Muchos creen que la relación con su entrenador, el argentino Marcelo Gallardo, está rota, y que no habría solución sin que éste sea despedido.

Por ahora lo único seguro es que la competición saudí se reanuda el 7 de febrero y nada se sabe del futuro de Benzema.

El equipo Al-Ittihad marcha séptimo en la clasificación de la Liga Profesional saudí, a 25 puntos del líder, el poderoso Al Hilal de Neymar, Bono, Neves, Koulibaly, Milinkovic-Savic, Mitrovic… Por su parte, el Al-Nassr de Cristiano Ronaldo es segundo a 7 puntos del líder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *