Adiós al rival de más envergadura: el gobernador de Florida, Ron DeSantis, ha anunciado su abandono de las primarias del Partido Republicano, prestando además su apoyo a la candidatura de Donald Trump.

En un vídeo compartido en redes sociales, DeSantis se adelantaba a otra previsible derrota abultada en las primarias de New Hampshire, tras su fracaso en Iowa.

«No tenemos un camino claro para la victoria. Por eso, hoy suspendo mi campaña«, explicaba, citando una frase del británico Winston Churchill sobre el fracaso y el coraje para continuar.

Sus razones están claras: «La mayoría de los votantes de las primarias republicanas quieren darle una nueva oportunidad a Donald Trump«.

Sobre dar su apoyo al ex presidente, que va a intentar regresar a la Casa Blanca, manifestó: «Tiene mi respaldo porque no podemos volver a la vieja guardia republicana de antaño».

DeSantis, que es gobernador de Florida desde 2019, era el representante del ala dura del partido, antiinmigración y alternativa a Trump cuando parecía que éste podría no ser candidato por los problemas legales que mantiene con varias causas abiertas en los tribunales. Pero su electorado es el mismo y Trump, previsible candidato a la Casa Blanca, le ha barrido y arrastrado sus apoyos.

Un rival menos

Tras el adiós de DeSantis, la única rival ya para Trump es la moderada Nikki Haley, ex embajadora estadounidense en la ONU, y quien intentará dar la sorpresa en New Hampshire. Además, su sueño es poder debatir contra Trump y alcanzar mayor fama.

En cuanto a Haley, DeSantis ha cargado contra ella: dice que es representante del «corporativismo» y la acusa de ceder a la ideología woke, que es el término que en EEUU se usa ahora para referirse al progresismo y antirracismo.

De Santis habría quedado segundo en la primarias de Iowa (21,2% de apoyos), por delante de Haley (19,1%), pero a años luz de Trump (51,1%).

Trump, agradecido

Tras este anuncio, Trump agradecía el apoyo del gobernador de Florida: «Estamos honrados por el respaldo del gobernador Ron DeSantis y de tantos otros excandidatos republicanos». Y es que tras las primarias de los caucus de Iowa, se retiraba también el empresario Vivek Ramaswamy y le prestaba su apoyo.

Trump ha aprovechado para cargar contra Haley, candidata y rival a la que que considera «candidata de los globalistas y de los demócratas».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *